Slider EEUU 1
Slider EEUU 2
Slider EEUU 3

EEUU

Inmersión en la América profunda

Disfruta de los asombrosos paisajes del oeste de Estados Unidos recorriendo carreteras interminables, tal como hemos visto en cientos de películas, devorando kilómetros y aspirando autenticidad, esencia y libertad. Te proponemos la mítica Ruta 66, o una parte de ella, a bordo de una Harley, un Mustang o un Hummer. ¡Tu elijes!

Este famoso trayecto discurre desde Chicago (Illinois), a través Missouri, Kansas, Oklahoma, Texas, Nuevo México, Arizona y California, hasta Los Ángeles después 2.448 millas (3.939 kms). En el corazón de Estados Unidos descubrirás paisajes áridos, pueblos Amish, moteles casi desiertos y ciudades fantasmas, los territorios de los indios Cherokee y los cowboys… pero también fabulosos hoteles para hacer un alto.

También te puedes desviar hacia el centro de los impresionantes parques naturales, los animados rodeos y las tierras de Buffalo Bill. Y, por qué no, dejar aterrizar la adrenalina en el valle de Napa para descubrir sus fabulosos vinos, o en las playas de Santa Mónica para recuperar fuerzas frente al Pacífico.

Te sugerimos
  • Visita el pueblo de Cicero, donde vivió Alcapone cuando tenía que esconderse de la policía
  • Para en St. Louis para visitar la fábrica de cerveza Budweiser
  • Detente en Clinton, donde está el museo de la Ruta 66 que relata toda la historia de la carretera
  • En Amarillo, cómprate unas botas de cowboy y almuerza en el Big Texab Steak House, famoso por sus gigantes raciones
  • Recorre el casco antiguo de Santa Fe y el museo de coches antiguos de Santa Rosa
  • Duerme en Flagstaff, una ciudad rodeada de lagos, bosques y montañas, muy cerca del Gran Cañón
  • Escápate a Las Vegas. Nevada no forma parte de la Ruta 66, pero la capital del juego merece la pena

Hazte a la idea de que en algún tramo te parará la policía. No problem!

Prueba la hamburguesa con patatas fritas del Tally’s Café de Tulsa

Siéntate en la valla de un rancho en Texas para admirar sus prados infinitos

Busca un cementerio de coches antiguos con sus viejos Dodge y Chevrolet